Miqui Otero

Miqui Otero header image 2

Las historietas del Hilo musical

septiembre 6th, 2010 · No Comments · Sin categoría

El Hilo musical que escuchan en el banco los atracadores con careta de Donald mientras las sirenas esperan fuera, el que precede el leñazo cinematográfico de aquel avión multirracial, el de la sala del dentista con parkinson y el del ascensor donde esperas la apertura de puertas flanqueado por: Izquierda, Adriana Lima con mucho calor; Derecha: el Monstruo de Amstetten con mucha hambre.
El Hilo musical es ese masaje sónico al servicio de nuestra comodidad más fofa y flácida. Esas versiones vacías y tan silbables. Huecas como una piñata a la que ya le han dado la hostia de gracia.
La diferencia entre la versión original y la del Hilo musical, entre escuchar y oír, entre vivir y sobrevivir.
Imágenes hay muchas:
Ejemplo 1: La pantomima inmunda del Concierto de Año Nuevo en Viena, con el director dándole el culo a la orquesta y sonriendo a una platea enjoyada que bate palmas y ríe y tararea con los ojos entornados La Marcha Radetzky, una pieza militar que también fue hilo musical de salvajadas de las guapas –quizás este cabreo viene también de asociar la musiquita a algunas de las peores resacas peor llevadas de mis Nocheviejas-.
Ejemplo 2: La canción Ain’t got no Money, una oda a las clases más desfavorecidas cantada por Nina Simone usada para anunciar coches de lujo BMW. A ver, la canción dice: «no tengo casa, no tengo zapatos, no tengo dinero, no tengo ropa… pero tengo corazón», así que debemos entender que los BMW los regalan en los comedores sociales. Este tipo de de vampirización asquerosamente cínica por los que la hacen e imbécil por muchos de los que la aceptan es otro motor oculto de la novela.

Pedí a dos amigos que pensaran en un pequeño cómic que ilustrara este tipo de historieta, sobre el Hilo musical. Sergi Puyol, guitarrista de Le Pianc y con tebeos publicados en Apa-apa Comics, y Quique Ramos, activista incansable, portadista de relumbrón y comiquero irredento, aceptaron. La canción es A Foggy Day. Sergi tira el guante y Quique lo recoge. Y los tres pensamos algo muy parecido.
¡Grazie mile als dos!
PD, Si no lo leéis bien, clicad: la imagen se expande y los bocadillos -además de comerse- se leen mejor.

Tags:

No Comments so far ↓

There are no comments yet...Kick things off by filling out the form below.

Leave a Comment